Inicio > Argentina, Mercado Inmobiliario, Real Estate > Hoteles Boutique Argentina, La Nacion

Hoteles Boutique Argentina, La Nacion

http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=1029718

La hotelería mantiene un fuerte crecimiento desde la salida de la convertibilidad, pero no sólo de grandes establecimientos. Hay un segmento que agrupa a los denominados boutique, una alternativa que en menor metraje ofrece trato más personal y variedad de servicios, y se difunde rápidamente en distintos puntos de la Argentina.

Un dato certifica esta expansión: se calcula que más de 200 millones de dólares -de los 2000 que se invirtieron hasta este año, según la Federación Empresaria Hotelera Gastronómica de la República Argentina (Fehgra)-, se destinaron a distintas propuestas boutique.

“Esta clase de hoteles vive un tina (Fehgra)-, se destinaron a distintas propuestas boutique.

“Esta clase de hoteles vive un buen momento en el presente. Cuando se apuesta a desarrollar un boutique los propietarios deben definir bien el proyecto y un perfecto plan a seguir, ya que si no se define el futuro estilo puede fracasar de antemano”, explica Arturo García Rosa, presidente de HVS Argentina, consultora especializada en hotelería internacional.

Estos hoteles surgieron hace algunas décadas en Estados Unidos y Europa, pero a nuestro país llegaron en los últimos años, sobre todo luego de 2002 cuando el cambio monetario favoreció a los turistas extranjeros. “Aunque también es un segmento que apunta al público ABC1 que en muchas ocasiones los prefiere a diferencia de las grandes cadenas, ya que los boutique por ser de menor cantidad de habitaciones la atención es casi personalizada”, agrega García Rosa.

HVS contribuyó al desarrollo de algunos proyectos sobre todo en el interior, como la estancia Bella Vista de Guerrero, de 17 habitaciones, a la altura del km 168 de la ruta 2, en Guerrero, entre Lezama y Castelli, o El Casco Art Hotel, de 33 cuartos, en San Carlos de Bariloche.

Al respecto de la cantidad de habitaciones, Cees Houweling, CEO de la firma NA Town & Country Hotels, explica: “Tienen de 5 a 50 habitaciones promedio, servicios completos de cualquier hotel de nivel alto internacional con principal atención al equipo humano y altamente capacitado. Las habitaciones son de un promedio que van de los 32 a 38 m2, con baños amplios. Algunos con wine bar, biblioteca, spa y wellness centres (centros de bienestar)”.

Algunos de los establecimientos del NA son el Río Hermoso (cerca de San Martín de los Andes), Puerto Valle (en los esteros del Iberá, Corrientes) y Villa Julia (Tigre).

Por su parte, Carina Bendeck Tellechea, del área consultoría y estructuración financiera de la inmobiliaria Bullrich, precisa que estos hoteles nacieron con la denominación de los Inn o Bed & Breakfast, “que son establecimientos chicos, de bajo perfil, pero que contaban con una personalidad propia. Algunos de estos establecimientos comenzaron a brindar servicios más personalizados y a distinguirse por su oferta culinaria. Así se comenzó con el término de hotel boutique”. En la Argentina, con varias propuestas a futuro, comenta: “Básicamente hay dos razones y dos tipos distintos de emprendedores en este segmento: el primero es el hotelero con experiencia, que conoce el mercado y los bemoles de la operación y quiere tener su hotel propio, con su filosofía y su estilo para operar. El segundo es el inversor individual, que ve el desarrollo en hoteles como un instrumento alternativo, y que quiere entrar en un negocio que le proporcione una renta fija que conserve y aumente el valor del activo a largo plazo”.

Para García Rosa, el éxito de un hotel boutique si es de pocas habitaciones (hasta 15) dependerá de que lo maneje el propietario en forma directa y sin gerenciamiento. “Ya que las tarifas que pueden aplicarse en un boutique pueden trepar hasta 300 dólares por habitación, y no mucho más, y de tener pocos cuartos el proyecto puede complicarse. Es distinto si la propuesta es mayor y si tiene más de 35 habitaciones donde un buen gerenciamiento puede traer una renta importante.” Por su parte, Houweling comenta: “Los proyectos que pueden tener éxito pueden demandar distintas inversiones, pero a partir de 2 millones de dólares se puede lograr uno muy bueno donde se aplican tarifas necesarias para que el desarrollo se transforme en satisfactorio económicamente.”

Los lugares más buscados para este tipo de desarrollos son los barrios de Palermo, San Telmo, Belgrano, en la Capital, y San Martín de los Andes, Bariloche, Mendoza (hoteles de vino) e Iguazú, entre otros.

Por José Luis Cieri
De la Redacción de LA NACION

La atención personalizada como objetivo

Cuando se refieren a los hoteles boutique, los especialistas del sector indican que la atención personalizada casi en familia es un valor fundamental para que este negocio no fracase.

Pero también tiene otros condimentos. Cees Houweling dice: “Dependiendo del tipo de establecimiento, ciudad o centro turístico, los requisitos son amplios y muy variados. Los servicios básicos que no pueden faltar son la gastronomía sofisticada, una decoración armónica y coherente con la temática del establecimiento, acceso Wi-Fi y, sobre todo, atención personalizada por parte de los empleados, que es generalmente lo que el huésped de este tipo de hotel exige”.

Por su parte, Mariana Alfaro, directora de la consultora Horwath Argentina, indica: “En la Argentina esta definición es resistida por los grandes hoteleros, ya que no la reconocen como categoría de hotel, y al mismo tiempo existe un vacío normativo. Sin embargo se han desarrollado, sobre todo en Buenos Aires, fundamentalmente porque existe un tipo de demanda que los aprecia.

“El tipo de cliente que busca estos establecimientos desea sentirse mimado y quiere vivir una experiencia extraordinaria, fuera de lo común. Además percibe estos establecimientos como lugares donde puede interactuar y vivir lo típicamente local. Principalmente los extranjeros tanto de países limítrofes como europeos y norteamericanos son los que más los buscan.”

Aún no hay muchos datos precisos de cuántos hoteles boutique hay en el país, pero Horwath tiene relevado aproximadamente 40 de estas características en Buenos Aires, y este número se incrementará, ya que existen varios proyectos que están por inaugurarse.

Los hoteles boutique son una alternativa moderna a los hoteles despersonalizados de cadena.

“En ese marco -explica Alfaro- hay una creciente gama de clientes cansados de los hoteles de cadena o de los mal mantenidos hoteles independientes de toda la vida. Viendo esto es que Marriott, en Estados Unidos, ha lanzado su nueva línea de hoteles boutique sin marca paraguas, justamente en asociación con Ian Schrager (pionero de los boutiques en Nueva York). Una marca interesante para analizar en este sentido es Orient Express, que gestiona muchos hoteles pequeños de gran lujo manteniendo nombres y características históricas de cada uno.”

  1. 09/18/2012 a las 7:33 AM

    WOW just what I was searching for. Came here by searching for realty

    • clbendeck
      09/18/2012 a las 12:15 PM

      Glad I could be of help! thanks for reading my blog!

  1. 04/30/2009 a las 3:42 PM

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: